Informe y buenos augurios

Informe y buenos augurios

Informe y buenos augurios

El pueblo mexicano a través de nuestra constitución ha adoptado el pacto federal como la mejor forma de organización política para promover el desarrollo equilibrado de las partes que integran la nación.  Pues en la infinita pluralidad que integra nuestro país, es de vital importancia un sistema que represente el interés y personal particular de cada demarcación territorial.

Si bien es cierto que en el plano de las ideas, el sistema federal es el vehículo perfecto para la solución a las necesidades nacionales, también es cierto que la verdad histórica derivada del pacto federal ha venido combatiendo poco a poco la alta centralización de recursos y decisiones, que en ausencia de mecanismos efectivos de coordinación entre órdenes de gobierno y procesos de descentralización inconclusos, han profundizado los contrastes entre regiones, municipios y entidades federativas.

Por ello, para el Presidente Enrique Peña Nieto resultó de carácter impostergable la construcción de un federalismo articulado que contrarrestara la centralización generando un gobierno que en corresponsabilidad asumiera de manera conjunta funciones, sin excluir de ninguna manera a nadie. Pues todos en lo individual y en colectivo tenemos algo que aportar para alcanzar los grandes objetivos nacionales.

Es claro que en la actual coyuntura sociopolítica y económica que vive nuestro país, es necesario desarrollar mecanismos efectivos de coordinación entre todos los actores, mecanismos que permitan reducir las desemejanzas que el desgaste gubernamental ha venido arrastrando.

El Informe resulta transcendental e histórico, pues se presenta la ocasión de comenzar a vislumbrar los efectos positivos de las reformas, resultados que se traducen en la palpable transformación de la vida y realidad de millones de mexicanos.

Se habló de prosperidad, pues es está a punto de lograr un crecimiento de más de 3 millones de empleos formales en un sexenio, al terminar el periodo se habrán de  canalizar 80 mil millones de pesos en infraestructura escolar y en un lapso de dos años de gestión  2 millones de personas dejaron de vivir en situación de pobreza extrema. Todos logros que superan ampliamente a los obtenidos en un par de sexenios anteriores.

Si bien no se trata de hacer comparaciones sumarias, es importante el rescatar la labor, pues los logros del sexenio son los logros de la república. En ese entendido, si el sexenio se tuviese que resumir en dos palabras, las que elegiría serían visión y competitividad.

Pues, los ejes y plan de vuelo del Presidente Enrique Peña han sido claros y concisos; la encomienda institucional es la de generar las condiciones para que México tenga un futuro más promisorio.

En ese entendido, la labor del Secretario de Gobernación el Lic. Miguel Ángel Osorio Chong ha puesto en alto al municipio como el primer y más importante orden de gobierno debido a su presencia territorial y su insuperable cercanía con la gente. Evocando la tarea municipalista a fortalecer las capacidades municipales con herramientas vinculatorias permitan fortalecer el compromiso federal para dar de primera mano atención y mejora a la calidad de vida de todas y todos los que habitamos en México.

En la labor municipalista, se puede hablar del diseño e implementación de un programa integral que dirige respetuoso a la soberanía y autonomía las acciones a favor de la descentralización y el fortalecimiento de los gobiernos estatales y municipales, los avances reportados en materia de federalismo y desarrollo municipal son significativos para nuestra patria.

A través del Instituto Nacional para el Federalismo y el Desarrollo Municipal, el Gobierno de la Republica ha realizado acciones articuladoras que desembocan en instituciones fortalecidas y con capacidad para dar respuesta a las exigencias de la sociedad; pues con capacitación y asesoría se han dado herramientas y mecanismos transversales emanados de la respetuosa atención a la pluralidad nacional.

En este tenor, es que  reitero que en este lustro que forma parte del sexenio han habido mujeres y hombres que pertenecen en inicio a una generación diferente que tiene en mente los grandes intereses nacionales sobre los del individuo, pues este pasado informe, es un documento que más que rendir cuentas por lo hecho sobre lo planeado, es un compilado de como un gobierno puede en gran medida hacer patria.

Close